martes, 5 de agosto de 2008

DORMIR, INSTRUCCIONES DE USO

Entonces, esto es lo que África iba a aportarnos: una ola de calor para querer morir. Tratemos de ser razonables, no volvernos racistas y pensar cómo haremos para dormir estos días.

1. Sistema ruso: empape las cortinas y abra todas las ventanas. Preferiblemente, acompáñese de medio litro de vodka.

2. Método granadino: dúchese, no se seque, deje caer el cuerpo en la cama. Rece una novena.

3. A la caribeña: añádase al método granadino un ventilador a plena potencia.

4. Rollo Benidorm: dúchese con camiseta, permanezca vestido, concurse tumbado.

5. Estrategia del caracol: desplace el colchón debajo del chorro de aire acondicionado. 6. No apto para naturalistas.

7. Maniobra cobarde: huya lejos. A Islandia si es posible.

8. Operación Coraje: no duerma. No respire, no viva.

Se aceptan consejos. Pueden incluso llegar a agradecerse.

8 comentarios:

Selma dijo...

Sistema ruso ( con variante): empape las cortinas y abra todas las ventanas. PARA NADA el medio litro de vodka.Eso sirve para combatir el friiiiiiiiiio.

curiosamente se combate mejor el /la calor con una bebida como el té menta...

Buenas noches... digo... Buenas siestas, ay no, buenas tardes... Es la/el calor!

NáN dijo...

Hacer como si nada. Y, por supuesto, hacer nada: la acumulación de objetos por toda la casa en lugares indebidos estoy convencido de que atrae el calor. Consecuancia: menos calor a repartir. (funcionamiento comprobado).

chus dijo...

Opción cobarde. Pero cambiando Islandia por Asturias. Lo bien que se combate el calor con la sidrina ¡ye cosa fina!

RGAlmazán dijo...

Quedarse inane, hacer la estatua y ver cómo pasa la calor por tu lado, sin darse cuenta de que existes.
Salud y República

Walter Kung Fu dijo...

Anoche el zumbido de mi ventilador me impidió conciliar el sueño hasta bien entrada la noche. ¿O fue la siesta de dos horas de la tarde?

Probaría con la opción marroquí. En mi caso, no funcionaría, pues me desvela.

Magapola dijo...

Mudanza: consiste en trasladar al baño tu dormitorio. Llena la bañera de agua fría, coge un flotador de almohada, échate, duérmete, no te muevas, por favor. No tiene efectos secundarios, salvo que la piel se te empieza a ablandar, pero en invierno vuelve a su sitio.

Anónimo dijo...

Pensar que: Por julio el mucho calor, nunca asusta al labrador...

yusef dijo...

Anónimo, lo que en junio se moja, en junio se seca.